La Autocabalgata de Boadilla espera a más de 20.000 personas

Estará instalada entre las calles San Vicente de la Barquera y Fuente De

AutoCabalgata

La AutoCabalgata de los Reyes Magos de Boadilla del Monte se celebra este 5 de enero en diferentes tramos horarios establecidos entre las 10:00 y 14:00 y las 16:00 y 22:00 horas. Los pequeños boadillanos pueden ver a Sus Majestades y a toda su comitiva, entre las calles San Vicente de la Barquera y Fuente De; en un recorrido realizado en vehículos particulares.

Los vecinos empadronados en la localidad que asistirán ya han adquirido a través de la sede electrónica su tarjeta de acceso, con el horario indicado, que deberán llevar visible en el vehículo. El Ayuntamiento prevé la asistencia de más de 20.000 personas a lo largo de la jornada.

A la entrada del recinto se comprobará que el documento de acceso es el original mediante un lector de matrículas, el DNI y un código QR que lleva el ticket para colocar en el coche; si se detecta falsificación o alguna modificación en el mismo, la Policía Local podría denunciar al interesado por un delito de falsedad documental.

Recorrido y carrozas

Los coches esperarán en la avenida Ciudad de Santander para accceder al circuito, en el que pasarán por delante de todos los elementos que componen la Autocabalgata: diez carrozas con música y animación – tres de ellas con los tronos de Melchor, Gaspar y Baltasar-, vehículos de bomberos, pastores con ovejas, la Anunciación del Ángel, un Belén viviente con buey y mula, burritos con regalos, caballos, dromedarios y un elefante; también se instalará un zepelin de la estrella del Belén.

En todo el recorrido habrá iluminación navideña, artistas de animación, músicos y elementos de fuego frío. Durante el tiempo de espera y el recorrido, los asistentes podrán escuchar en sus coches un programa de radio realizado por El Pulpo expresamente para el evento, sintonizando la frecuencia 88.00 FM.  

Puntualidad para evitar aglomeraciones

El alcalde de la localidad, Javier Úbeda, ha pedido a los vecinos asistentes puntualidad respecto al horario que tienen asignado con el fin de evitar aglomeraciones. “Se trata de una experiencia nueva y, aunque esperamos que todo funcione correctamente, no podemos descartar que en momentos puntuales pueda producirse alguna demora debido a la afluencia de vehículos. Por eso pedimos a los vecinos un poco de paciencia y sobre todo, para evitar cualquier incidencia, que se cumplan en todo momento las normas indicadas por las personas que estarán controlando el acceso y el recorrido”, ha señalado.

Los vehículos no podrán detenerse en ningún punto del circuito y estará prohibido apearse de los mismos. La velocidad máxima será de 20 km/h. también estará prohibido tocar el claxon o emitir cualquier otra señal sonora así como dar  de comer a los animales.

Durante todas las navidades los niños de Boadilla han podido depositar sus cartas a los Reyes en los buzones habilitados para ello o entregárselas a los carteros reales que han acudido en varias ocasiones al palacio del Infante D. Luis.

El  Alcalde ha expresado también su deseo de poder retomar el próximo año la tradicional Cabalgata por las calles de Boadilla, una de las más visitadas de la Comunidad de Madrid. “Este año las circunstancias nos han obligado a restringir el acceso solo a los vecinos empadronados pero esperamos de nuevo a todos los vecinos de otras localidades para el próximo año, una vez que hayamos superado las adversa situación sanitaria que estamos viviendo”. 

Casi 300 personas implicadas en la Autocabalgata

Para el correcto desarrollo de la Autocabalgata estarán trabajando durante toda la jornada casi 300 personas: a los Reyes Magos los acompañarán 75 artistas y 20 pajes. Además habrá 60 controladores, 10 efectivos para limpieza y mantenimiento de la zona y personal del Ayuntamiento que estará en todo momento en las tareas de organización. También habrá más de una veintena de voluntarios de Protección Civil.

Medidas de seguridad

En lo relativo a la seguridad,  se ha diseñado un dispositivo especial  formado por 85 agentes de Policía Local,  a los que se suman efectivos de Guardia Civil, que se encargarán de la vigilancia tanto en la zona de la Autocabalgata como en el resto del  municipio con controles de prevención de robos y de cumplimiento de la normativa antiCOVID.